Vergüenza (II)

A veces pienso que algo peor que el infierno no puede existir. Me rio cuando “alabamos” las cosas buenas del ser humano, cuando no sabemos si se han conseguido a través de violencia, “leyes”, extorsión, exilio o con una mano delante y otra detrás.

Está claro que esta vida, los afortunados son los que tienen dinero y los desgraciados, los que intentamos imitar un estatus que no nos corresponde (alimentando directamente e indirectamente al rico, eso es como el aire que respiramos), aunque siempre hay personas con dos dedos de frente que pone fronteras a sus sueños o simplemente no quiere ser una pieza más del puto engranaje que chirría, para continuar con esta maldita cadena.

Todo este comienzo es por algo, que al menos a mí, me crea cierta risa histérica por no decir un asco incomensurable. Con la crisis que más que barrer a personas, las azota hasta la extenuación, me veo anuncios de campañas, donde se habla de los corazones de bancos y cajas … ¿mande?.

Con palabras, como alma … es como algo irónico, por no decir insultante, nops?. Lo digo sobretodo por esas familias que han sido desahuciadas de pisos y casas que vale, que son del banco o caja, pero … los echas con el amparo de la justica y encima esperas que el pobre desgraciado con cargas familiares que no tiene ni trabajo, te salde la puta deuda?, perdón, me he perdido algo?.

No niego que se haya hecho algo, ya sea para personas con discapacidades, para reservas animales y su protección, etc, pero me parece de chiste, que algunas vayan de “samaritanas” cuando el incremento de desahucios cada año es mayor (al menos en España).

Algunas de las “entidades” que tienen “corazoncito” (y sí, hay muchas más):

Si por mí fuera, os señalaba como verdaderas armas de destrucción masiva, garrapatas trajeadas. No lo digo por los empleados que trabajan para vosotros, porque algunos son personas y al menos te avisan de los timazos (y claro luego si no lo ves en su puesto después de un tiempo, te das cuenta que no es recomendable, ser buena persona). Arropados por los políticos a los que pagáis en mayor o menor cantidad, sois la lacra de la sociedad, alimentando sueños imposibles para mantener los vuestros de dioses intocables … de momento (quiero pensar que algún día, esto petará).

Asi que los cuentos de queremos ayudar a ciertos sectores discriminados, os los podéis meter por donde os quepa, sin rencor ni acritud … Ya que el infierno que vivimos en parte, es gracias a vosotros, sanguijuelas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s